El verano es el momento ideal para una inspección de sanidad

Dado que durante el verano la mayoría de la gente coge vacaciones, se produce una situación en los lugares turísticos, sobre todo de costa, en la que los establecimientos turísticos y de restauración están en disposición de colgar el cartel de completo día si y día también, lo que es realmente positivo.

El turismo en España es un sector muy fuerte, que habitualmente se ha nutrido de los turistas internacionales que buscan el turismo de sol y playa. Lo que es normal teniendo en cuenta que los países del norte y centro de Europa suelen tener veranos que podrían pasar por primaveras de España.

Lo que cada vez es más frecuente es el turismo nacional, esto es doblemente positivo, ya que el dinero de las vacaciones de los españoles contribuye a que la economía local mejore, ofreciendo oportunidades laborales a las personas de nuestro país. Además, no olvidemos la gran oferta cultural y de ocio que ofrecen los diferentes destinos turísticos.

Otro aspecto habitual durante el verano son las inspecciones de los diferentes organismos a los negocios que toman ventaja del turismo. Existe un gran afán de los inspectores de trabajo y sanidad por comprobar que los establecimientos cumplen con la Ley en los meses de verano, ya que salen a la luz situaciones realmente deplorables.

Se hizo famosa  una imagen de whatsapp difundida por un ciudadano que buscaba trabajo, y que le enviaban un mensaje a través de la aplicación mencionada, en el que las condiciones de trabajo rompían con todas las leyes laborales nacionales e internacionales. Y es este tipo de situaciones las que se quieren evitar con las inspecciones.

En los negocios de restauración se suceden las inspecciones de sanidad, ya que durante el verano se producen muchos servicios, y ha habido muchos locales que no han cumplido con la normativa de sanidad, lo que es un peligro para los clientes. En el artículo de hoy vamos a tratar sobre cómo actuar ante este tipo de inspecciones, ofreciendo consejos una vez se ha producido la misma.

Cómo actuar ante una inspección de sanidad

Esta cuestión es bastante común que se plantea por los establecimientos que tras ser objeto de una inspección por técnicos de sanidad y consumo, se les levanta un acta por las deficiencias e irregularidades que se hayan detectado en el local.

En el acta se hace mención expresa a las actuaciones que se deben realizar para subsanación de deficiencias, y en la mayoría de las ocasiones incluso se nos puede indicar un plazo para su realización. También suele ser habitual el ponerse en contacto con el técnico o inspector para que levante nuevo acta del establecimiento para que se compruebe que se han realizado en tiempo y forma las actuaciones marcadas.

De forma independiente a cumplir o no un requerimiento de subsanación de irregularidades en materia de sanidad y consumo, la Administración está facultada para iniciar el expediente sancionador que corresponda por el incumplimiento de la normativa en cuestión, y legalmente no conlleva el archivo del procedimiento por haber cumplido en tiempo y forma, ya que objetivamente el incumplimiento que trae como base el procedimiento sancionador en sí, este cometido. El hecho de subsanar la deficiencia o irregularidad en tiempo y forma marcada por el inspector, lo que va a hacer es ayudar a graduar el importe de la sanción, pero no va a provocar el archivo.

Las sanciones legalmente tipificadas, tienen además de una calificación legal de leve, grave y muy grave, una franja de importe de sanción con un mínimo y un máximo, el cual no se establece porque sí, sino que existen en cada procedimiento unos criterios, en lo que a la graduación de sanciones se refiere. Dentro de las alegaciones a las que se tiene derecho en un procedimiento sancionador, se hace referencia a la subsanación en tiempo y forma acreditada por el inspector, para que de cara a la imposición de la sanción, ésta sea la mínima legalmente exigible.

En cualquier caso, ante el levantamiento de un acta, es muy recomendable acudir a un despacho de abogados para comprobar que se han cumplido los procedimientos y plazos de las leyes administrativas que regulan las inspecciones. Trámites fáciles Santander Abogados & Asesores se configura como un despacho multidisciplinar de abogados en Santander, que comprende un servicio de asesoría contable fiscal y laboral para empresas y autónomos, gestoría administrativa, y servicio jurídico formado por abogados pertenecientes al Ilustre Colegio de Abogados de Cantabria